Páginas vistas en total

Google+ Followers

lunes, 15 de agosto de 2011

El superclásico español nunca defrauda (Jornada)


Más allá de la pomposa autodefinición de la prensa española de “mejor partido del mundo”, lo cierto es que los últimos superclásicos entre Real Madrid y Barcelona no han defraudado y el de ayer en el estadio Santiago Bernabeu, que terminó empatado 2-2 por la ida de la Supercopa, volvió a deleitarnos porque tuvo todos los aditamentos que se esperan para un partido de esta magnitud.
Sorprendió algo el Real Madrid, porque apenas meses antes, en su misma condición de local, no había tenido una actitud tan ofensiva y dominante como ayer, pero es evidente que el muy buen trabajo de pretemporada de su entrenador portugués José Mourinho hizo que sus jugadores aparecieran más sueltos y más compactos.

1 comentario:

Anónimo dijo...

Ví el partido en casa, un amigo lo vio en un barcito del pueblo donde esta de vacaciones en Cataluña. Y me contó la siguiente anécdota que sucedió allí, todos eran barcelonistas, salvo uno que con el segundo gol del Madrid se puso a hacer cortes de manga a todo el mundo, inexplicablemente.
El dueño del bar, que exhibe colgadas sus fotos con los jugadores emblemáticos del Barça y en especial una con Messi, pasó por debajo de la barra hecho una furia y lo echó a la mierda, no por madridista sino por provocador.
Lo que demuestra que la actitud agresiva del equipo blanco contagia a sus seguidores.

Futbolísticamente creo que una vez que el Barça arranque como equipo (llevan tan pocos entrenamientos) la pelota desaparecerá de la órbita de los blancos y volveremos a la normalidad.

El acróbata