Páginas vistas en total

Google+ Followers

domingo, 26 de enero de 2014

Una renuncia con demasiadas dudas (Yahoo)



Ni el farmacéutico Jordi Cases, ni mucho menos su abogado, Felipe Izquierdo, podían esperar un final así. Mucho menos, la gran masa de socios, hinchas y simpatizantes del Barcelona en todo el mundo, pero así fue. Sandro Rosell renunció como presidente del club a los pocos días de explotar la bomba de que el contrato del fichaje de Neymar se conociera hasta el mínimo detalle y diera lugar a una querella que aceptó la Justicia española a trámite.

Cases, seguramente muy bien asesorado, inició la querella no sólo contra Rosell, sino que incluye en la misma al ahora presidente Josep María Bartomeu, y al vicepresidente económico del club, Javier Faus, por una supuesta desviación de 38 millones de euros en los pagos por el fichaje de Neymar, aún cuando hasta último momento el saliente mandatario insistió en que se trataba de “57,1 millones de euros y punto”.

 

No hay comentarios: