Páginas vistas en total

Google+ Followers

jueves, 21 de noviembre de 2013

“Versatilidad” y “equilibrio”, las dos apuestas de Sabella (DPA)


Nueva York (DPA).- Tres esquemas tácticos diferentes en dos partidos utilizó el entrenador de la selección argentina, Alejandro Sabella, en los amistosos ante Ecuador y Bosnia Herzegovina, pese a lo cual se resiste a debatir sobre una supuesta pérdida de identidad en el juego, con dos palabras que van definiendo su siclo al frente del equipo albiceleste, versatilidad y equilibrio.

“La identidad no se pierde por defender con cuatro y atacar con tres, o defender con cinco y atacar con dos, sino por mantener la pelota al pie, salir jugando desde abajo y tratar bien la pelota, con equilibrio”, sostuvo Sabella, cuando fue consultado sobre los cambios en el sistema tàctico en los dos últimos partidos.

Sabella comenzó ante Ecuador en Nueva Jersey, el pasado viernes, con un sistema 4-3-3, que, se supone, será el que mayormente utilizará en el Mundial de Brasil si logra disponer de su once titular, con el que casi no pudo contar durante 2013 por lesiones, y que incluye a Sergio Romero, Pablo Zabaleta, Federico Fernández, Ezequiel Garay, Marcos Rojo, Fernango Gago, Javier Mascherano, Angel Di Marìa, Lionel Messi, Gonzalo Higuaín y Sergio Agüero.

Sin embargo, ante el mismo Ecuador, y sin el genio de Messi ni Gago, fue dominado en el primer tiempo y cambió por un 4-4-2 con el que el conjunto argentino cambió el trámite del partido y ya pasó a dominar el juego, aunque no tuvo potencia en la definición.

Para sorpresa de muchos, y ante un rival que no parecía de los más temibles, como Bosnia Herzegovina, Sabella colocó tres días después en saint Louis en el campo a un equipo alternativo manteniendo una estructura básica (Romero, Fernández, Mascherano y Di María) pero con cinco defensores, tres volantes y dos atacantes.

Lo que parecía un esquema conservador, no lo fue tanto, y el conjunto albicelste fue amo y señor del partido, y apenas necesitó los primeros diez minutos para acomodarse en la cancha.

“No quedaban muchos partidos y quería ensayar las distintas variantes”, dijo luego Sabella, que sabe que antes del Mundial ya no quedan muchas posibilidades, apenas un amistoso en Bucarest ante rumania en marzo, tal vez uno en Israel o en Europa, y una posible despedida del equipo en Buenos Aires y ya luego vendrá la máxima cita.

En cuanto a la lista definitiva de veintitrés jugadores, Sabella ya tendría no menos de veinte confirmados, de no mediar circunstancias ajenas al juego.

Los tres arqueros están prácticamente definidos (Romero, Mariano Andújar y Agustín Orión), a los cuatro defensores titulares (Zabaleta, Fernández, Garay y Rojo) se les sumarían Hugo Capagnaro y José Basanta, mientras que cada volante titular ya tiene casi definida su alternativa (Mascherano-Lucas Biglia, Gago-Ever Banega, Di María-Maxi Rodríguez).
En el ataque, además de Messi, Higuaín y Agüero, tienen asegurado un lugar Rodrigo Palacio y Ezequiel Lavezzi.

De los tres restantes de la lista, todo indica que uno sería defensor (Sabella probó con dos laterales, Facundo Roncaglia y Lucas Orban que no habrían convencido demasiado, y estaría entre Fabricio Coloccini, Sebastián Domínguez y Nicolás Otamendi)), otro, volante externo (entre Augusto Fernández o Ricardo Alvarez) y otro, entre volante ofensivo y atacante (Eric Lamela, Mauro Icardi, Hernán Barcos, Franco Di Santo o Ignacio Scocco).


No hay comentarios: