Páginas vistas en total

Google+ Followers

jueves, 1 de abril de 2010

Messi y los dislates de la intelectualidad argentina



Pobre Messi....Pobre chico. Con apenas 22 años, las cosas que se tiene que bancar, y las que tendrá que tragar, que aguantarse. A sugerencia de muy buenos amigos, hemos podido leer en el actual número de la revista "Veintitrés", la columna del intelectual de izquierda peronista (¿es posible ser de izquierda y peronista?) José Pablo Feinmann llamada "Un patrimonio nacional", y que creemos, querríamos creer, que con agudo sentido del humor, el analista sostiene que Messi, con la selección argentina "juega horriblemente mal" y que eso sucede, sostiene, porque lo que para otro jugador argentino sería tocar el cielo con las manos para él se transforma en un "grave problema", porque necesita cuidarse las piernas en esos partidos por consejo de sus "amos del Barcelona, y que entonces, Messi "no juega" para la selección, "le da bronca estar aquí perdiendo el tiempo y no en Europa frotándose los bolsillos" y que por eso, "no arriesga sus piernas". Feinmann, suponemos que con ironía, porque lo contrario sería un dislate, propone "quebrar las reglas del mercado" con el argumento de que si Messi nació en la Argentina debe "joderse", y que el Estado debe prohibir la venta al exterior de sus principales jugadores para que pasen a ser patrimonio nacional, y pone su propio ejemplo, como que él pudo ser millonario si los mismos guiones hechos en el país, los vendía en Estados Unidos, o Norma Aleandro hubiera sido Meryl Streep o Alfredo Alcón, Laurence Olivier, pero no lo fueron por el mero hecho de ser argentinos, de no emigrar.
Sea ironía o no, el argumento que utiliza Feinmann nos resulta burdo, facilista y por sobre todas las cosas, tiene un tufillo a ese infantilismo pseudoizquierdista de trazar una lìnea roja para clasificar a los habitantes del universo en buenos y malos, como si la vida no tuviera seres humanos con aciertos y errores, o como si en la gama de colores no existieran los grises y sólo hubiera que elegir entre blanco y negro.
En esa misma línea infantil (que parece que no reconoce edades ni capacidades intelectuales indudables), Feinmann no acepta que por una vez, hay un tema por el que aún siendo invitado a opinar por otros falsos progres con mucho menos capacidad que él mismo, debería ser honesto y declinar de escribir, por reconocer que no sabe del tema. Y no pasa nada. Le aseguro, Feinmann, que no pasa nada.
Pero no: Feinmann vuelve a dividir, desde su clarísimo desconocimiento futbolero, tanto como sí conoce de la historia del Peronismo o de cine y lo seguimos con admiración en esos rubros, en buenos y malos, basado en simpatías políticas, a Maradona y a Messi. Porque si el primero estuvo en la presentación de "Fútbol para Todos", eso automáticamente parece que lo convirtió en oficialista, y por tanto, si la división mediática lo enfrenta a Messi, éste pasa a ser alguien que no ama a la selección, que piensa más en el bolsillo que en la pelota, aún cuando manifieste su amor a la celeste y blanca a cada instante, en cada entrevista, en cada hecho (como cuando no aceptó un partido organizado en el sub-17 para jugar por España y ya quedar para siempre como jugador español), o, como dice la experimentada periodista Cristina Cubero, de "El Mundo Deportivo" de Barcelona, se trata "del jugador más argentino que haya visto en mi ciudad en 25 años de profesión".
Una simple pregunta para Feinmann sería para qué querría entonces Messi arriesgar de jugar en la selección partidos eliminatorios de Mundial, entre semana, si ya tiene la vida resuelta en el Barcelona, donde gana casi 40 millones de euros anuales.
Aún así, el problema de Messi pasa mucho más por muchos de los que opinan en los medios desde el resentimiento, o desde el desconocimiento, como en este caso Feinmann y tantos otros intelectuales que la única pelota que vieron en su vida fue por televisión y no saben lo que es él offside.
Así es que Messi y tantos otros, tienen que bancarse a todo el circo mediático que sale a opinar, a izquierdas y a derechas como en este caso, o como sociólogos "Pitman", blablablarces capaces de vertir cualquier opinión con tal de aparecer, para que las ciencias sociales terminen desvalorizándose o vinculándose a la mediocridad existente y la opiniòn válida pierda espacio en forma creciente.
Ni hablar sobre la propia idea, que queremos creer que mantiene la ironía, sobre lo de prohibir la salida a clubes del exterior de los jugadores nacionales, que ya habían emigrado en los treinta, cuarente, cincuenta, sesenta, setenta, ochenta, noventa o en esta década. Y no pasó nada y el público siempre pudo seguir viendo cracks. El tema es otro, es todo un proceso que bien sabe Feinmann que como en cualquier otra manifestación, existe y debe analizarse, y que no hay una causa de una crisis, sino muchas causas, como buen analista político que es.
Es tan fácil sentarse a escribir y decir que a la familia Messi hubo que prohibirle la salida y que el pibe se joda. Primero que todo: Feinmann no puede pensar, por un instante, que no podría estarescribiendo ahora sobre Messi si éste no hubiera emigrado, porque en la Argentina nadie quiso pagarle el tratamiento para crecer, que se lo pagaron "sus amos" del Barcelona, y hoy es quien es, en mucho, gracias a eso. También es fácil decir que hubo que prohibir su salida cuando sus padres estaban mal económicamente y el Barcelona les consiguió trabajo. Como dice en una canción Silvio Rodríguez, "qué facil es agitar un pañuelo a la tropa solar"...
Pobre Messi, lo que le falta todavía, si es un pibe....habrá que tener paciencia, mucha paciencia.

6 comentarios:

NoTe dijo...

Muy buen post. Comparto plenamente lo que expresás. Saludos!

Anónimo dijo...

Impecable, excelente !
EL Acrobata

Anónimo dijo...

¿vos crees realmente que Feinman es de izquierdas o que lo que dice de messi es de izquierdas? yo creo que es y ha sido siempre un pelotudo sobrevalorado y que su ignorancia no merece ni siquiera tener en cuenta las boludeces que dice y hace. bueno el artículo, pero inútil porque el único que lo debería leer es ese funcionario frustrado. no vale la pena ni perder el tiempo. dicho esto: messi atraviesa un buen momento, a ratos, y creo que se lo está encumbrando en demasía, supongo por interes de sus "amos" y la prensa chupaculos de siempre. veremos que hace con el tiempo, como los vinos que pintan bien al salir de sus botellas los primeros años.marcelo aparicio

Anónimo dijo...

"cuando teniamos un equipo para salir campeon como ser en alemania, lo dejaron al leo en el bancio y un cambio del señor pekerman nos arruino todas las aspiraciones, en verdad cuantas cosas tenemos guardadas los que sabemos de futbol, pero dirian que somos unos tontos,este es elultimo mundial de grondona asimelo hicieron saber, bueno alo mejor algun regalo, por el bien de una restructuración del futbol argentino

Osvaldo Rios

Anónimo dijo...

cuando teniamos un equipo para salir campeon como ser en alemania, lo dejaron al leo en el bancio y un cambio del señor pekerman nos arruino todas las aspiraciones, en verdad cuantas cosas tenemos guardadas los que sabemos de futbol, pero dirian que somos unos tontos,este es elultimo mundial de grondona asimelo hicieron saber, bueno alo mejor algun regalo, por el bien de una restructuración del futbol argentino
Osvaldo Rios

Anónimo dijo...

Che, por lo visto la maquina del tiempo existe, no ruso ? Mira los comentarios de Marcelo Aparicio y decile que ya pasó, que el futuro llegó, hace rato...... Y me extraña porque en aquel momento Messi ya habia sido dos veces campeón de la Champions, goleador de la edición anterior, metido el gol de cabeza contra el Manchester y el de la final de la Intercontinental contra Estudiantes ..... en fin,esta discusión es como jugar al ajedrez contra una paloma ....... Martin Giunta