Páginas vistas en total

Google+ Followers

lunes, 19 de junio de 2017

El impacto de la posible marcha de Cristiano Ronaldo (Yahoo)





                                                    Desde Moscú


Florentino Pérez, el presidente del Real Madrid que acaba de iniciar su quinto mandato, sabe bien que hay demasiadas pocas cosas que puedan equiparar la marcha de Cristiano Ronaldo, si éste decide abandonar el club para buscar otros horizontes a partir de su problema con el fisco español que parece haber llegado al límite de su ya de por sí escasa paciencia.

Cristiano Ronaldo, quien se encuentra en Rusia disputando la Copa Confederaciones con la selección de Portugal tras una gran temporada en lo personal, que le permitió ganar la Liga Española y la Champions League, está siendo investigado por evasión fiscal por 14,7 millones de euros entre 2011 y 2014, lo cual podría implicar de uno a cinco años de prisión, aunque se sabe que con las estrellas del fútbol esto no suele cumplirse.

El caso de Cristiano Ronaldo, que investiga la Fiscalía Provincial de Madrid ante el Juzgado de la localidad de Pozuelo de Alarcón, fue comparado con el de su gran rival para el Balón de Oro de cada año, el argentino del Barcelona Lionel Messi, quien fue condenado a 21 meses de prisión en suspenso por una evasión de tres veces menos cantidad que Cristiano: 4,1 millones de euros.

La situación de Cristiano Ronaldo es mucho más complicada porque esas cifras mucho más grandes que las de Messi provienen de unas retenciones del 24,75 por ciento, cuando a Messi, por ser residente en España desde antes de ser mayor de edad, le quitan el 52 por ciento.

El gran interrogante es si efectivamente Cristiano Ronaldo medita marcharse del Real Madrid por esta situación, o si es apenas la suma de muchas otras situaciones anteriores que el portugués dejó pasar pero que ya lo había enfrentado en el pasado a Florentino Pérez, o incluso, si éste no fue más que una decisión del empresario Jorge Mendes, quien conoce bien de tributaciones y no quiere que su representado pague más de la cuenta.

Un caso similar al de Cristiano Ronaldo es el de su compatriota, amigo y compañero del Real Madrid y la selección de su país, Pepe, quien no sólo acabó yéndose muy mal del club blanco que fue quien lo impulsó en su carrera, sino que en buena parte, su enojo con la entidad blanca se parecería demasiado al del delantero, porque ambos sienten que el club no hizo todo lo que debía por ellos y hasta el comunicado final acerca del caso de Cristiano resulta tibio, al menos en comparación a la carta de Josep María Bartomeu cuando a Messi le ocurriera algo similar en el Barcelona.

Por ahora, pese a todo lo que se ha escrito, comentado y rumoreado, Cristiano ha preferido el silencio, concentrado con su selección con el deseo de ganar la Copa Confederaciones y de hecho, no ha marcado en el debut ante México (2-2) de esta competición. 

Ese silencio puede entenderse como deseo de estar concentrado absolutamente en lo que tiene que disputar o bien puede ser una táctica para permitir que los demás se expresen y así aumentar el ruido en torno de este tema tan espinoso.

La gran pregunta es ¿qué debe hacer el Real Madrid en este caso? Porque ahora que trasciende un poco más el problema de Cristiano Ronaldo con el fisco puede entenderse mejor la operación por la que el club blanco intenta cerrar cuanto antes al delantero de moda, actualmente en el Mónaco, el francés Kyllian Mbappé.

No parece casualidad que entre el deseo de buscar otros horizontes de Alvaro Morata y el problema de Cristiano Ronaldo, el Real Madrid moviera rápidamente fichas por el francés, pretendido por media Europa. Acaso no sólo podría ser el sustituto ideal del portugués sino que por su estilo, acaso podría hasta hacerlo olvidar pronto para iniciar una nueva etapa, aunque los dos juntos armarían ya una delantera espectacular.

Es difícil medir las consecuencias económicas y deportivas que podría tener la salida, y tan intempestiva, de Cristiano Ronaldo, uno de los grandes ídolos de la afición y uno de los grandes goleadores de la historia del fútbol mundial.

Aparecen en su camino la chance de un retorno al Manchester United o un posible pase al PSG, tan necesitado como está de generar algo especial en la gente tras el sonado fracaso de la pasada Champions League ante el Barcelona.

¿En qué posición económica y deportiva quedaría el Real Madrid? Es una pregunta de difícil respuesta, pero lo que es claro es que este verano parece ser muy intenso en fichajes y situaciones conflictivas.


Pero aunque el mercado de pases esté abierto, una salida como la de Cristiano Ronaldo del Real Madrid sería difícil de igualar como el hecho futbolístico más importante de todo el descanso entre temporadas.

No hay comentarios: